Clausurarán dos cárceles distritales por disminución de internos

  • 28 Feb, 2018
  • DESTACADA

De las 16 cárceles distritales que existen en la entidad, siete operan a menos de la mitad de su capacidad; mientras que los dos centros de reinserción y readaptación social, establecidos en Cieneguillas y Fresnillo, lo hacen a un 80% en el caso de la primera y a un 92% en el caso de la segunda y, el centro de readaptación social femenil, también en Cieneguillas, trabaja a un 70% de su capacidad.

Las cárceles distritales de Jalpa, Nochistlán de Mejía, Pinos y Valparaíso, operan a menos del 50% de su límite de internos, mientras que las de Ojocaliente, Río Grande y Teúl de González Ortega mantienen una capacidad inferior al 40%, siendo las cárceles distritales de Ojocaliente y Teúl, las que trabajan al 25% de su capacidad, con 31 de 120 internos en la primera y con 5 de 20 reclusos en la segunda.

Por ello y aunado a la precariedad de las instalaciones, ya que las cárceles de Juchipila, Villanueva, Nochistlán y Loreto se encuentran al interior de las presidencias municipales, es que se tenía el proyecto de clausurar seis de estas cárceles distritales, aunque el poder judicial únicamente validó el cierre de las cárceles de Juchipila y Teúl de González Ortega.

“El sistema penitenciario estatal cuenta con 2 centros regionales de reinserción social que son el de Cieneguillas y Fresnillo, contamos con un centro de reinserción social femenil, que es Cieneguillas, un centro de internamiento para adolescentes en Villanueva y contamos con 16 cárceles distritales”

“De estas 16, cuatro de ellas, están en las presidencias municipales, son cárceles que no cuentan con las condiciones para la seguridad de los internos, ni para lograr su reinserción social, nosotros estamos proponiendo cerrar esas 6 cárceles, por ese motivo, dos de ellas, más, en el Teúl, porque tiene 5 internos”

El proyecto original contemplaba el cierre del penal distrital de Villanueva, Nochistlán, Loreto, Miguel Auza, Jiménez del Teúl y Juchipil; no obstante, los magistrados del Poder Judicial validaron únicamente la clausura de las dos últimas pese a que los cuatro restantes, presentan condiciones precarias tanto de seguridad como de habitabilidad para los reos, además que, al ser muy bajo el número de los internos recluidos, los gastos de operación son onerosos, como el caso de la de Jiménez del Teúl, que requiere de mil pesos diarios por interno, precisó Ismael Camberos Hernández, secretario de Seguridad Pública.

“Nos cuesta a nosotros en el Teúl de González Ortega, por cada persona privada de su libertad, nos cuesta mil pesos diarios, o sea, es como si les estuviéramos pagando un hotel de 4 estrellas, siendo que nosotros, a 30 kilómetros, tenemos una cárcel distrital de Tlaltenango, donde les podemos dar mejores condiciones”

“Lo que queremos, respetuosos de sus derechos humanos, es trasladarlos a lugares más dignos para ellos, porque incluso la cárcel de Juchipila no cuenta con celdas donde no tienen baños, entonces, pues esto es incorrecto, la Comisión Estatal de Derechos Humanos nos ha hecho señalamientos al respeto”

La disminución de internos, además, admitió, de la impunidad que existe al interior del sistema de justicia, se debe a que, con el nuevo sistema de justicia penal, disminuyó el catálogo de delitos que ameriten la prisión preventiva oficiosa, así como al que existen salidas alternas que eluden a los imputados, de ser penados a condenas en las que se les prive de la libertad.

Respecto a la condición de los familiares de los reos que, por la clausura de las cárceles, deban de ser trasladados a otras, aseveró que, en muchos de los casos, no son oriundos de los municipios donde purgan la condena, además que serán reubicados a los centros penitenciarios distritales más cercanos.

“Las cárceles finalmente sufrieron una baja en su población, por el nuevo sistema de justicia penal, hoy, con el nuevo sistema de justicia penal, los delitos que merecen prisión preventiva son muy pocos, es un catálogo de muy pocos delitos, todos los demás se van, ustedes lo han visto, hay persona que, por portar armas de fuego, se van a la calle”

“Ya lo estudiamos, muchos, por ejemplo, en el Teúl, muchas de estas personas, no son de ahí del Teúl”

Melina González

CERERESO2.jpg

Aumentan detenciones en enero

Anterior

Aumentan detenciones en enero

En programas sociales, se llegan a acaparar hasta 4 subsidios por familia

Siguiente

En programas sociales, se llegan a acaparar hasta 4 subsidios por familia